Inicio
Biografía
Relatos
Compra de libros
Bibliografía
Amo a los animales
Generación del 27
Presentación y firma
Algunas fotos
Escritores y Poetas
Vídeos con poemas
Entrevistas
Enlaces interesantes



¿Por qué?

 

Llena de vida y sin desearlo te fuiste, Madre.

Te llevaste contigo mi único y verdadero gran amor, el tuyo.

Desgarrada toda esperanza, olvidaste llevarme contigo.

¡Ay, madre qué hago sin ti!

Cómo voy a vivir sin el mirar de tus ojos,

sin tus manos que me dan sostén.

Vivo sin vivir, Madre.

Con este dolor que merma mi vida, no vivo, más se rompió mi corazón. El mayor de mis pesares,

el vacío más grande.

Mis lágrimas no te harán regresar,

pero sigue mi corazón llorándote, Madre.

Voy de aquí para allá, desesperada…

y como un esperpento,

vago sin darle importancia a nada.

El cielo y la tierra ya no tienen sentido

¡Qué tristeza más grande alberga mi existir,

y qué cruda y amarga realidad ¡Madre! Seguir viviendo sin ti!

 

Dedicada a la mujer que me dio la vida.

Mi madre

Te quiero mami

 


A ti Mujer

A ti mujer que das sin esperar nada a cambio, dejando de lado tu hermosa figura, olvidando las cicatrices que sufrirás para ofrecer con ilusión tu vientre a la vida.

A ti mujer que amamantas de tus pechos alimento, y entregas miles de caricias sin esperar nada a cambio.

Sí. A ti mujer, que proteges a tus retoños con uñas y dientes si están en peligro y fuese necesario.

A ti mujer, que te das a los tuyos en cuerpo y alma, aun sabiendo que no existe gratitud humana para ti en este mundo.

A ti mujer que te levantas sonriente y feliz cada día, luchando ante toda adversidad, trabajando de sol a sol para que a tu familia nada le falte.

Sí. Sí. A ti mujer que con un beso de tu esposo y un “mamá, te quiero”,

te sientes la mujer más dichosa, dando por recompensados tantos sacrificios y esfuerzos.


Mi historia

Soy una gatita muy guapa.

Me llamo Minina aunque antes me llamaban Parda por el color de mi pelo, y Grisa, porque mi pelo es de dos colores y no sé cuántos nombres más, pero cuando me fui con mi mami ella decidió que Minina era el nombre más acorde conmigo, tal vez por mi esbelto cuerpo, mi personalidad y belleza felina.  Mi mami, ¿qué puedo decir de mi mami?, no puedo decir nada malo de ella, sólo se ha desvivido por mí y yo que soy un poquito arisca la he arañado muchas veces la mayoría sin razón, sólo por mis miedos de felina.

Pero empezaré por el principio.

Yo vivía con las dos hermanas de mami, y con dos sobrinas mías felinas como yo, y mis sobrinas y yo empezamos a no llevarnos bien, esto fue a raíz de mi parto que no fue muy bueno ni fácil que digamos me ayudaron muchísimo las hermanas de mami pero lo pasé verdaderamente mal, bueno y al final ya nos pegamos, no sé muy bien todavía el por qué, pero en fin cosas de gatas y es cuando decidieron que me adoptara mami,,, y no saben lo contenta que estoy de esa decisión, al principio no era así porque como ya he dicho tenía mis miedos, pero fueron pasando los días y me hice al calor del hogar y encontré la paz y la armonía que siempre deseé.

Mami tuvo mucha paciencia conmigo, nada más entrar en su hogar caí enferma y me tuvieron que operar de urgencias, mami aunque yo hacía poco tiempo que estaba en su casa me quiso desde el primer instante, se apenó mucho pues yo la veía llorar por mí, tenía miedo a que me muriera, me hicieron una histerectomía y lista, lo pase mal, pero ahí estaba ella cuidándome y dándome medicinas y mimos a pesar de que yo me ponía brava, al principio no porque no tenía fuerzas pero tal y como me iba poniendo buena mi personalidad iba surgiendo igual que antes y la arañaba, pero ella nunca me pegó, nunca dejó de darme amor y caricias, es muy cariñosa conmigo ,ésta es mi mami.

De todo eso han pasado seis años y ahora tengo algo que no me encuentran en el intestino, porque vómito y voy muy ligera a mi cajita, ya han probado con un montón de diferentes comidas por si es la comida y no, y llevan un gasto enorme conmigo pero eso a mami no le importa. Las comidas que no me sientan bien ella se las da a otros gatitos que no tienen la misma suerte que yo y viven en la calle, a la intemperie del calor y del frío. Los gatitos ya la conocen, cuando la ven saben que les lleva comida y de la buena.

Bueno como estaba diciendo, cuando no me puedo aguantar lo hago donde me viene y mami nunca me pega, aunque la pobre se pasa los días lavando lo que yo ensucio.

Otra vez estoy con medicamentos, ¡aj los odio! pero mami me dice que es por mi bien y que me voy a poner buena, me susurra al oído, me dice cosas bonitas, me acaricia con esa dulzura que al final sale ganando ella, y ¡hala! medicamentos al cuerpo, siempre me engaña para que me los tome, me trata como a un ser humano y no como a un animalito que no tiene sentimientos, nos miramos a los ojos y sé lo que quiere decir, es especial para mi igual que yo lo soy para ella.

Si sigo teniendo salud os contaré más cosas, más divertidas que estas…

¡No sé qué haría yo sin ti mami!


                                  Firmado: Minina

                                 Minina falleció a los pocos meses.

                        Siempre estarás en nuestros corazones 

to Top of Page

Web Personal de la autora | giner.ana83@gmail.com

Google Analytics